Entre sensores, motores, cables y turbinas de succión miden su pasión Jeison Daniel, Thomas y Cristhian.

En Neiva, la capital huilense, se cumple, el viernes 21 y el sábado 22 de septiembre, una nueva edición del Robotic People Fest, y cuatro estudiantes de Ingeniería Electrónica están presentes mostrando su pasión por la robótica, aprendiendo de esta sorprendente ciencia y midiéndose a participantes de otras ciudades del país.

Ellos son Thomas Sebastián Bolaños Muñoz y Cristian René Góngora Torres, de octavo semestre, en la categoría Sumo RC, y Jeison Daniel Tapiero, de décimo semestre, y Juan Carlos Tique, de sexto, en Robot Seguidor Velocista, quienes acuden con todo el apoyo de su Programa y de la Universidad y la mejor actitud por seguir siendo los mejores.

"La idea es empaparnos de toda la robótica y aprender. Es la primera vez que estaremos en un concurso fuera de la Universidad; por eso, esperamos encontrar personas con quienes compartir nuevas ideas para mejorar el robot y nuevas tecnologías. Hay intercambio de conocimientos, así como ventas de repuestos y partes", cuenta Thomas sobre su dupla.

El nombre de su robot es muy curioso: Engaño es un artefacto que había sido diseñado por los ingenieros Harold Murcia y William Londoño, pero que ahora, con la experticia y el gusto que ambos jóvenes guardan por lo que hacen, esperan dar de qué hablar en este evento, al que acuden estudiantes de otros departamentos e, incluso, de México.

"Vamos a dejarlo todo en el cuadrilátero. Desde el aprendizaje en la asignatura Digitales llegó el gusto por la robótica", añade Cristhian, quien describe que esta pasión les ha hecho integrarse en varias de las muestras estudiantiles del Programa desde hace cuatro semestres, con proyectos de diversas índoles.

Thomas, por su parte, describió que "desde hace dos semanas estuvimos trabajando día y noche en el robot, y aunque la semana pasada no nos podíamos enfocar por los parciales, esta semana fue a contrarreloj: trasnochar para sacarlo adelante y había momentos en que no pudimos ir por las falencias".

Este es uno de los espacios del certamen. Foto tomada de http://roboticpeople.com.

Para los más veloces y fuertes

Mientras unos van a sudar en un combate robótico, otros van a demostrar quién es el más rápido. Este es el caso de Jeison Daniel y Juan Carlos, inscritos con su robot Mustang, que puede alcanzar al menos 3000 rpm, y que fue desarrollado, al igual que 'Engaño', dentro del semillero de investigación de robótica Sirui.

"Es un robot antiguo, que había elaborado el semestre anterior. La idea era que se mejorara los diseños: nosotros construimos el hardware, las conexiones y el software, mientras que los circuitos impresos se fabricaron en Medellín y aquí se ensamblaron", comenta Jeison Daniel, quien se admite experimentado en el tema.

Tanto Jeison como Thomas Santiago agradecen a la Universidad, que, a partir del Programa y de manera general, les ha brindado apoyo para su asistencia a este importante certamen, representado este año en el pago de la inscripción y los pasajes de ida y regreso a la calurosa ciudad del sur colombiano.

Y les ha brindado también respaldo académico, con el ingeniero William Londoño, vicedecano de la Facultad de Ingeniería; el docente Harold Murcia y la ingeniera Luisa Gallo, directora del Programa. "Siempre nos han apoyado en eventos a los que vayamos", cuenta.

"Esto es de uno dedicarse, y al que le gusta le gusta participar. Por eso, trato de sacar siempre tiempo de las materias, aunque algunas veces las dejamos de lado, pero también cumplimos", añade Jeison, participante en concursos desde hace cuatro años, en un camino competitivo que inició en el certamen Runibot.